¿Qué es una lesión del LCA? causas, prevenir y tratamientos.

LCA se refiere al ligamento cruzado anterior. Es 1 de los 4 ligamentos de la rodilla.

LCA se refiere al ligamento cruzado anterior. Es 1 de los 4 ligamentos de la rodilla.

Lesión del LCA LCA se refiere al ligamento cruzado anterior. Es 1 de los 4 ligamentos de la rodilla. El LCA está ubicado detrás de la rótula, dicho ligamento estabiliza la rodilla cuando gira. El LCA junto al LCP (ligamento cruzado posterior) conectan el Fémur con la Tibia.

Una lesión del LCA es el estiramiento o desgarro del ligamento, las mujeres tienen de 2 a 8 veces más riesgo de sufrir esta lesión.

Síntomas de una lesión del LCA

El signo principal es un chasquido a menudo se conjunta con la inflamación y dolor también se puede experimentar la sensación de rechinar contra los huesos o la rótula. Otro de los síntomas es la dificultad para sostener el peso con la pierna.

¿Qué causa una lesión del LCA?

Este tipo de lesión se suele producir en deportes activos, al igual que suelen producirse sin contacto más que contacto directo. Varias cosas pueden producir esta lesión como:

  • Estar en movimiento y se detiene o cambia de dirección rápidamente
  • Estar quieto y hace un movimiento brusco 
  • Estirar demasiado la articulación de la rodilla
  • Si se golpea contra alguien en la rodilla lo que hace que se aleje de la rodilla.

Cuando se lesiona el LCA se puede tratar de un desgarro parcial o total. 

El desgarro parcial se trata del desgarro de una parte del ligamento, mientras que el desgarro total se trata cuando se rompe en dos partes (como se puede ver en la fotografía). Los desgarros ocurren en la mitad del ligamento, aunque en algunas ocasiones también se separan completamente del fémur. Pueden ocurrir otras lesiones al mismo tiempo como el desgarro del LCM (ligamento colateral medial)el cual da estabilidad a la rodilla.

LCA se refiere al ligamento cruzado anterior. Es 1 de los 4 ligamentos de la rodilla.

¿Se pueden prevenir o evitar este tipo de lesiones? 

Este tipo de lesiones se pueden prevenir siguiendo una rutina de entrenamientos, pero no evitar puesto que como cualquier otra lesión no son evitables. Dicha rutina generalmente incluirá: 

  • Ejercicios que fortalezcan los músculos de las piernas
  • Ejercicios que fortalezcan la zona de cadera, pelvis y abdomen
  • Técnicas y posición adecuada de las rodillas al saltar y caer
  • Técnicas como aceleración, desaceleración repentina y cambios de dirección).

Tratamiento de las lesiones del LCA 

Las personas activas y jóvenes se las suele derivar en tratamiento quirúrgico el cual se reconstruye con tejido este puede provenir del tendón isquiotibial o de un tendón menor de la rodilla también de un donante. Después de la cirugía se necesitará rehabilitación para recuperar la fuerza en la rodilla y pierna. Pueden pasar varios meses de 8 a 12 meses de rehabilitación antes de que un deportista pueda volver a practicar su deporte. 

Otro tratamiento menos invasivo pero que se puede tratar en personas no activas es la terapia, estos programas pueden variar entre 10 y 32 semanas. El objetivo es aumentar el movimiento y la fuerza y permitir que el ligamento se cure de forma natural.

¿Por qué la mujer sufre más la lesión del LCA?

El 70% de los casos se producen sin contacto mientras que el otro 30% son el resultado de un contacto con la rodilla ante otro jugadora. 

A continuación comentamos cuales son los factores específicos que afecta de sobremanera a las mujeres: 

  • Cadera: este es el principal motivo de esta maldición para las mujeres debido a su propia anatomía. La mayor anchura de la cadera incrementa el ángulo y genera un valgo en la rodilla en forma de X, una estructura más favorable para la mecánica del movimiento y que provoca la lesión, también influye la mayor laxitud articular que se acentúa en la preovulatoria del ciclo menstrual. A nivel biomecánico también se tiene más problemas que los hombres porque su escotadura es más estrecha y deja menos espacio al ligamento haciendo que aumente la probabilidad de rotura. 
  • Musculatura: es otro de los factores más esenciales en las mujeres puesto que tienen los músculos isquiotibiales y del glúteo medio poco desarrollados y esta es la musculatura al costado de la cadera que corrige los movimientos de las rodillas haciendo que estén alineadas. Por este motivo es necesario que se trabaje diariamente en ello. 
  • Factor hormonal: el ciclo menstrual provoca cambios tempranos en la proliferación y síntesis de fibroblastos y procolágeno de tipo I en el LCA, lo que puede predisponer a sufrir lesiones. Al mismo tiempo, se observo que la incidencia de lesiones se ve alterada por las diferentes fases del ciclo menstrual y bajo los efectos de los anticonceptivos orales.
Lesión de LCA
Mira el código QR para ver esta noticia desde cualquier dispositivo

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: